En 2019, Dogecoin (DOGE) es una de las criptodivisas más castigadas. Los inversores parecen estar evitando las meme coins debido al aumento del sentimiento de aversión al riesgo.

A pesar de la reciente consolidación de DOGE, el potencial alcista sigue siendo bastante limitado. He aquí algunos puntos clave:

  • DOGE está actualmente comercio en $0,0055, es decir, 90% por debajo del máximo histórico de $0,058 alcanzado a principios de mayo.
  • Tanto el análisis técnico como el fundamental sugieren que DOGE es actualmente bajista.
  • La capitalización bursátil de DOGE se ha reducido de $8.000 millones a unos $600 millones durante la venta.
  • Sin noticias positivas, la cotización luchará por recuperar el soporte $0,17.
  • Se prevén nuevas caídas a corto plazo.
Fuente de datos: Tradingview

¿Qué le depara el futuro a DogeCoin?

$0.17 era uno de los soportes más importantes de DOGE hace menos de un mes. Y ahora se pone a prueba por primera vez en varios años.

Aunque la divisa había mostrado más volatilidad en 2022, logró defenderse de los osos a este precio. Sin embargo, se perdió $0,17 y, desde entonces, DOGE ha luchado por ganar el interés suficiente para recuperarlo.

El mercado de DOGE se encuentra actualmente en una fase de consolidación con muy poca actividad comercial. Esto es después de la reciente venta que ha visto el precio de DOGE caer de $0.50 a su precio actual de $0.04.

La capitalización bursátil de DOGE también se ha reducido de $8.000 millones a unos $600 millones durante este periodo.

Actualmente, la moneda tendrá que subir al menos 100% para alcanzar esa marca. No creemos que esto ocurra pronto. Independientemente de su naturaleza, los análisis fundamentales y técnicos indican que la meme coin tiene más problemas.

DOGE se enfrenta a una gran presión vendedora cerca de $0.1, a pesar de que parece haber tocado fondo a mediados de marzo.

En términos de análisis técnico, DOGE sigue estando muy presionada por debajo de $0.1, una importante línea de resistencia superior. Además, el RSI, un importante indicador de impulso, indica que la demanda de la moneda se ha ralentizado.

Esto significa que es probable que DOGE siga moviéndose hacia los lados o hacia abajo en breve. Del mismo modo, desde un punto de vista fundamental, los casos de uso de DOGE siguen siendo limitados.

Aunque se creó como una moneda de broma, DOGE ha conseguido encontrar algunos casos de uso. Sin embargo, no son suficientes para sostener su precio actual.

Desde un punto de vista fundamental, las preocupaciones por la disminución del crecimiento económico y inflación puede hacer que los inversores huyan de las meme coins. Estos factores harán que DOGE se acerque a $0,04 en los próximos meses.

Es importante tener en cuenta que DOGE es una moneda muy volátil. Así que, aunque no vuelva a $0.17 a corto plazo, podría obtener grandes ganancias en el futuro.

Por ahora, los inversores de DOGE deben ser pacientes y esperar a que el mercado se estabilice antes de tomar ninguna decisión.

¿Debería comprar o negociar DOGE?

La mejor manera de beneficiarse de esta situación es ponerse corto en la moneda y esperar a que toque fondo en $0,04. Pero debido a su alta volatilidad, asegúrate de tener suficiente margen disponible para hacer frente a un salto del precio hasta al menos $0.09.

Los inversores que son alcistas en DOGE pueden considerar la compra de la moneda en $0.04 y mantenerla a largo plazo. Es importante tener un stop-loss estricto, ya que DOGE podría caer fácilmente a este nivel si las condiciones del mercado se deterioran.

Sin noticias positivas en el horizonte, es poco probable que DOGE pueda recuperarse pronto. Se esperan nuevas caídas a corto plazo, ya que el impulso bajista sigue aumentando.

En conclusión, es poco probable que DOGE vuelva a $0.17 pronto. La moneda sigue sometida a mucha presión y sus casos de uso son limitados.

Avatar
James Atkins

I have been writing copy for blockchain-related projects since 2017. I understand the importance of being able to communicate clearly and effectively with both technical and non-technical audiences. By leveraging my understanding of the crypto industry trends, I can help increase adoption in this rapidly evolving landscape.